Cómo sentar a los invitados a la mesa

En protocolo social la ubicación de los invitados en una mesa tiene sus normas o indicaciones. Vamos a conocer cuáles son.

En primer lugar vamos a hablar sobre el invitado de honor y su lugar a ocupar en la mesa. Su situación dependerá de la decisión del anfitrión de ceder su puesto, o no, y siempre y cuando el invitado de honor sea de mayor rango que el anfitrión. Caben tres opciones:

  1. Que el anfitrión mantenga su lugar, dejando al invitado de honor la segunda presidencia.
  2. Que el anfitrión ceda al invitado de honor la primera presidencia, en cuyo caso se ubicará a la izquierda del invitado de honor, con el fin de que éste se quede a la derecha del anfitrión.
  3. Que el anfitrión ceda su presidencia al invitado de honor, situándose el en la segunda presidencia.

En líneas generales, hay doce aspectos a tener en cuenta en la ubicación de los comensales:

  1. Importancia de la derecha: la derecha es siempre el lugar de honor, por lo tanto primará la derecha sobre la izquierda.
  2. Ubicación del anfitrión: mirando a la entrada de los invitados y atendiendo a las normas de seguridad en función de su rango.
  3. Cesión de la presidencia: el anfitrión puede ceder la presidencia ante un invitado de honor.
  4. El descanso matrimonial: por norma general, los matrimonios o parejas deben ir separados, incluso en el caso de situarse uno en frente del otro, salvo en el caso de los anfitriones, que al tener que presidir la mesa pueden hacerlo.
  5. El respeto a la esposa: si al ordenar a los invitados coinciden los dos miembros de un matrimonio juntos, se descenderá al hombre, nunca a la mujer. Aunque si se asiste al acto teniendo en cuenta el grado del marido, este no podrá descender un puesto si queda por debajo de otra persona de menor rango que él. Si es la mujer quien ostenta el rango, el hombre, en ningún caso, se ubicará delante de su mujer.
  6. Alternancia de sexos: intentar alternar hombre-mujer.
  7. El respeto a la mujer: en el caso de que no haya más remedio que sentar juntas a dos personas del mismo sexo, es preferible que sea antes dos hombres que dos mujeres.
  8. Cortesía con la mujer: intentar que las mujeres no se queden en las puntas de las mesas, quedándose solas. Es preferible que se quede en un extremo, ya que por lo menos, por un lado, está acompañada por un invitado, pero esto también hay que evitarlo.
  9. Ubicación de invitados extranjeros: si no habla nuestro idioma, se buscará a alguien que hable el suyo para ubicarles juntos, y si hablan nuestro idioma los separaremos de los de su misma nacionalidad para evitar que se aislen, siempre y cuando no se altere el orden protocoloario. Si es necesario los servicios de un intérprete, éste se sentará en una silla, un poco más baja que el resto, detrás de la persona a la que tiene que prestar el servicio.
  10. Evitar problemas: no sentar juntos a dos personas que mantienen enemistad.
  11. Evitar el trece: podemos contar con algún comensal supersticioso. Por lo tanto, también evitaremos el número catorce, por si nos falla algún invitado.
  12. Paridad de sexos: intentar que haya tantos hombres como mujeres.

©Portugal Bueno, 2017

Dejar un comentario